Inicio » » Historias de reflexión sobre la Vida 

Historias de reflexión sobre la Vida 

En la vida de muchos, existen sucesos inquietantes, amenos, tristes, conmovedores, elocuentes y más, sin embargo, hay en la vida algunas lecciones de las cuales nos ayuda a meditar. Parte de esto son las historias o relatos, como los que les traemos hoy y que les invitamos a leer sus pasajes. Estamos seguros que a más de uno, le ablandará el corazón, les hará ver distinto todo lo que les rodea, cambiará de mentalidad y hará ver las cosas de la vida, muy distinta. Estas son: Historias de Reflexión sobre la Vida.


********************************************
La leyenda del verdadero amigo
(Leyenda árabe)

Una vez, dos amigos viajaban por el desierto y en un determinado punto del viaje discutieron. El lastimado muy ofendido y sin nada que decir, escribió en la arena:

"Hoy mi mejor amigo, me pegó una bofetada en el rostro."

Luego, siguieron su camino y al poco rato, llegaron a un Oasis donde decidieron bañarse.

El amigo bofeteado, mientras nadaba empezó a ahogarse, pero de inmediato fue rescatado por su amigo. Cuando ya se recuperó, tomo un estilete (Puñal de hoja muy estrecha y aguda) y escribió en una piedra:

"Hoy, mi mejor amigo me salvó la vida."

Intrigado su amigo, le preguntó:

"Dime, ¿por qué después que te lastimé, escribiste en la arena, y ahora escribes en una piedra?."

Sonriendo, su Amigo respondió:

Cuando un buen amigo nos ofende, debemos escribir en la arena donde el viento del olvido y el perdón se encargue de borrar y apagarlo. Por otro lado, cuando nos pase algo grandioso, debemos grabarlo en la piedra de la memoria del corazón, donde ningún viento del mundo podrá borrarlo.

********************************************


********************************************

El Caballo en el pozo

Un Campesino que pasaba por muchas dificultades, tenia algunos Caballos que lo ayudaban en los trabajos de su pequeña hacienda. Un día su Capataz le trajo mala la noticia de la cual, uno de los Caballos había caído en un viejo Pozo abandonado. Dicho Pozo era muy profundo y se veía muy difícil rescatar al caballo.

El Campesino fue hacia el lugar del accidente. Tras analizar la situación asegurándose de que el Caballo no se había lastimado, y viendo la dificultad del rescate del mismo, decidió no rescatarlo. Tomando la difícil decisión, dijo al Capataz que tiren tierra al pozo para sacrificar al Caballo.

Tras esto, empezaron a lanzar tierra dentro del mismo para cubrir al caballo, pero a medica que la tierra caía, el Caballo se sacudía y hacia que la tierra se acumule en el fondo facilitando su subida. Los Hombres se percataron que el Caballo no se dejaba enterrar, sino más bien que subía y tras un buen rato, logró salir.

Si estás "abajo", sintiéndote poco valorado y otros lanzan tierra sobre ti, recuerda al Caballo. Sacúdete de aquella tierra, construye tu piso y sobre sobre él.

********************************************

********************************************

¿Que es la riqueza?

A dos grupos de personas se les hizo la siguiente pregunta: "¿Qué es la riqueza?". El primer grupo contestó:

Arquitecto: Tener proyectos que me permitan ganar mucho dinero.
Ingeniero: Desarrollar sistemas que sean útiles y muy bien pagados.
Abogado: Tener muchos casos que dejen buenas ganancias.
Médico: Tener muchos pacientes y poder comprar una casa grande y bonita.
Gerente: Tener la empresa en niveles de ganancia altos y crecientes.
Atleta: Ganar fama y reconocimiento mundial para ganar mucho dinero.

El segundo grupo contestó lo siguiente:

Preso de por vida: Caminar libre por las calles.
Ciego: Ver la luz del sol y a la gente que quiero.
Sordo: Escuchar el sonido del viento y cuando me hablan.
Mudo: Poder decir a las personas cuánto las amo.
Inválido: Correr en una mañana soleada.
Persona con una enfermedad terminal: Poder vivir un día más.
Huérfano: Poder tener a mi mamá, mi papá, mis hermanos, y mí Familia.

"No midas tu riqueza por el dinero que tienes, mide tu riqueza por aquellas cosas que no cambiarías por dinero."

********************************************

********************************************
Mal carácter

Un Niño tenía muy mal carácter. Un día su Padre le dio una bolsa de clavos y le dijo que cada vez que perdiera la paciencia, clave un clavo detrás de la puerta. Durante el primer día, el Niño clavó 37 clavos detrás de la puerta, con el pasar de las semanas, aprendía a controlar su genio, y clavaba cada vez menos clavos en la puerta. El Niño descubrió que era más fácil controlar su carácter durante todo el día.

Después de contar a su Padre su progreso, él le sugirió que quite un clavo cada día que lograra controlar su carácter. Al pasar de los días, el Niño pudo por fin pudo decir a su Padre que ya no quedaban más clavos.

Su padre lo tomó de la mano y lo llevó hasta la puerta. Luego le dijo:

"Has trabajado muy duro hijo mío, pero ahora observa todos aquellos hoyos de la puerta. Nunca volverá a ser la misma. Cada vez que tú pierdes la paciencia, dejas cicatrices como las que aquí ves."

Puedes insultar a alguien y luego retirar lo dicho, pero el modo cómo se lo digas, lo devastará, y la cicatriz perdurará para siempre. Una ofensa verbal es tan dolorosa como la ofensa física. La familia y amigos, son joyas preciosas. Nos alientan, ayudan, hacen reír y nos animan a seguir adelante. Nos escuchan con atención y siempre están dispuestos a abrirnos su corazón. Tenlo siempre presente.

********************************************
********************************************

"Pagado con un vaso de leche"
(La historia del Doctor Howard Kelly)

Una vez, un Joven que pagaba sus estudios trabajando de vendedor ambulante, tenia mucha hambre pero no tenía dinero para almorzar. Decidió enfrentar la vergüenza de mendigar y pedir algo de comer en la próxima puerta que tocase. No obstante, perdió su nervio cuando una hermosa Joven le abrió la puerta. En lugar de pedir comida pidió solo un vaso de agua.

Ella, se apiadó de él y le trajo un vaso de leche. El Joven se lo tomó tímidamente y preguntó, 

"¿Cuanto le debo señorita?"

"No me debe nada." - Respondió ella - "Mi madre nos enseñó a nunca aceptar pago por hacer un favor."

"Le agradezco de todo corazón." - Respondió el Joven quien se llamaba "Howard Kelly". Tras esto, se retiró no sólo fortalecido físicamente, sino también en su fe con Dios y la humanidad. Antes de aquella experiencia, estaba pensando rendirse y renunciar a todo.

Muchos años después, aquella Joven ya mayor, se enfermo gravemente. Los Doctores locales estaban muy preocupados, así que decidieron enviarla al hospital de una gran ciudad donde practicaba un famoso especialista en aquel tipo de enfermedad.

Cuando el médico se dio cuenta del nombre de su nueva paciente y del pueblo de procedencia, inmediatamente se levantó y fue a verla. Él la reconoció inmediatamente, volvió a su oficina dispuesto a hacer todo lo posible para salvar su vida. Se dice que la lucha fue tediosa, pero la Dama pudo salvarse.

Cuando ya estuvo mejor, aquella Dama estaba muy preocupada ya que el precio de su estancia en dicho hospital, le costaría mucho dinero. Sin que ella supiese, el Doctor envió órdenes que le pasaran a el la cuenta final. Después de examinarla, él escribió un mensaje al pie de la cuenta antes de que fuese enviada a la Dama.

Ella abrió aquella cuenta con gran temor por el costo de su tratamiento y de cuanto tiempo le tomaría pagar. Pero cuando miró, su sorpresa fue astronómica cuando leyó al pie de la lista de enormes cifras lo siguiente:

"Todo Pagado por completo con un vaso de leche.
Firmado: Dr. Howard Kelly."

********************************************
********************************************

La última pregunta

Durante un último curso en la escuela, un Profesor puso un examen. Un Alumno respondió rápidamente todas las preguntas, y cuando llegó a la ultima, decía así:

"¿Cuál es el nombre de la mujer que limpia la escuela?"

Él pensó que seguramente era una broma. Él había visto muchas veces a aquella Mujer que limpiaba la escuela. Era alta, cabello oscuro, como de cincuenta años, pero, ¿cómo él iba a saber su nombre?

Cuando entrego su examen, dejó la última pregunta en blanco. Antes de que termine la clase, un Compañero le preguntó al Profesor si la última pregunta contaría para la nota del examen. El Profesor respondió que si. Luego explicó:

"En sus vidas, ustedes conocerán muchas personas. Todas son importantes. Todas merecen su atención y cuidado, aunque solo les sonrían y digan un 'Hola'."

El nombre de aquella señora, era Dorothy.

********************************************

Compárte:
 Facebook  Twitter  Google+